Paradise Papers, la investigación

13,4 millones de documentos dan contenido a los Paradise Papers y dos bufetes de abogados dedicados a los servicios offshore, Appleby, con sede en Bermudas y Asiaciti Trust con sede en Singapur. Ese es el resumen de una investigación de más de 380 periodistas de 67 países durante un año.

 

A fondo

Appleby y Asiaciti Trust

Appley fue fundado en las Bermudas a finales del siglo XIX, con un reputado nombre internacional en su sector y selectivo en sus clientes (llegó a rechazar al Presidente ucraniano en 2014, Petro Poroshenko, por la situación de violencia del país), ofrece servicios offshore, pero no únicamente es una maquinaria de creación de sociedades offshore.. Cuenta con diez oficinas alrededor del mundo, todas situadas en países de baja tributación o, incluso, nula fiscalidad, con opacidad de los propietarios, en España colaboraba con algunos despachos como Cuatrecasas o Garrigues, llegando a manejar la fortuna de familias pudientes españolas.

Asiaciti Trust con sede en Singapur, es un despacho que crea compañías y estructuras fiscales opacas, pero en esta ocasión con una estructura más familiar. Su finalidad es crear estructuras societarias complejas para ocultar el verdadero beneficiario de los bienes, logrando una optimización fiscal o evasión de impuestos.

 

Lo que debes saber para entenderlo: trust, fideicomiso, sociedades offshore y paraíso fiscal

Trust es un negocio jurídico privado, propio de los países del Common Law, utilizado para la trasmisión de bienes o derechos de una persona (settlor) a otra (trustee) para que esta última administre en su nombre y en beneficio de un tercero o terceros (beneficiarios). También se puede definir como el conjunto de bienes que constituyen un patrimonio afecto a un fin determinado por la voluntad de la persona que lo constituye.

En el caso de España el trust no se reconoce, carece de validez, siempre que no se mencione en un convenio de doble imposición. Sin embargo, en España tenemos la figura jurídica del fideicomiso que es muy parecida.

Fideicomiso se estipula en el artículo 781 del CC. Es un contrato en virtud del cual una o más personas (fideicomitente/es) transmiten bienes, cantidades de dinero o derechos, presentes o futuros, de su propiedad a otra persona (física o jurídica, llamada fiduciaria) para que esta administre o invierta los bienes en beneficio propio o en beneficio de un tercero, llamado beneficiario, al cumplimiento del plazo o condición.

Sociedades offshore son compañías cuya característica principal es que están registradas en un país en el no realizan ninguna actividad económica y creadas según las leyes de un estado extranjero. La finalidad establecer su domicilio en estos países es que éstos suelen ser paraísos fiscales, y se benefician de las ventajas fiscales que ofrecen. Las tres grandes ventajas que aportan son: protección de activos: confidencialidad y privacidad y ventajas fiscales.

Paraísos fiscales son territorios que se caracterizan por aplicar un régimen tributario especialmente favorable para los ciudadanos y empresas no residentes que se domicilien a efectos legales en el mismo. Estas ventajas suelen ser: exención total o reducción significativa en el pago de los principales impuestos u el secreto bancario.

 

¿Es ilegal el uso del trust, fideicomisos, sociedades offshore y paraísos fiscales?

Tajantemente NO. Es legal siempre y cuando el beneficiario lo declare a las autoridades fiscales y actúe con transparencia y conforme a la legalidad. Es decir, si una persona reside en las Bermudas, es normal que tenga su actividad y residencia en las Bermudas, si se tiene un grupo empresarial, y tras una estrategia comercial ha establecido una de sus empresas en Luxemburgo, es totalmente legal. Es decir, que las herramientas jurídicas están para hacer uso de ellas, siempre y cuando el uso sea bajo el amparo legal, no como vehículo de fraude, ni corrupción ni lavado de dinero.

El “mal” uso de este tipo de instrumentos tiene un impacto importante y directo sobre la riqueza de los países. Las multinacionales redistribuyen artificialmente, según Gabriel Zucman, alrededor de 60.000 millones de euros cada año utilizando los paraísos fiscales, cifra equivalente a la mitad del PIB español, el 10% de la riqueza mundial se oculta en jurisdicciones secretas. Para ello los Estados tienen que adaptar sus políticas mediante la subida de impuestos o el recorte del gasto público.

 

Pongamos caras

 

Los casos al descubierto

 

AVIANCA

Avianca es la marca comercial que representa las aerolíneas latinoamericanas integradas por Avianca Holdings S.A. Atienden en forma directa a más de 100 destinos en 26 países de América y Europa a bordo de una flota de 172 naves de corto, mediano y largo alcance.

Avinca ha sido una de las firmas implicadas en los Paradise Papers. Utilizó una compañía (residencia en Panamá) de un entramado offshore (20 compañías) para aportar un aval para desembarcar en Argentina y así el Estado le dejase operar en el país. El conglomerado de compañías tenían su residencia en Bermudas, Panamá y Chipre.

Efromovich, magnate de Avianca, compró MacAir Jet a la familia Marci por 10M$, el holding denominado Synergy Trust, es dueña de Synergy Group (Panamá) que a su vez controla Synergy Aerospace Corp (Panamá) propietaria al 51% de Avianca Holdings, que controla Avianca y Taca. El conglomerado de sociedades offshore, le permitió a Efromovich la compra de nueve Aibus en 2013.

 



DANIEL MATÉ y GLENCORE

Daniel Maté ya había estado entre los más buscados por el FBI. Posee el 6,9% del capital de Glencore, es decir, aproximadamente 3.100M€. Glencore, actualmente tiene la sede en Suiza. Daniel Maté posee la codirección de la división de zinc y cobre de Glencore (principal actividad en África) y cuya sede radica en Bermudas. Glencore llegó a tener 107 compañías offshore, siendo uno de los principales clientes de Appleby.

Destinos:

Burkina Faso: Lagunas tributarias + cargos ficticios.
Congo: se financió a un controvertido comerciante de diamantes para defender sus intereses en explotaciones de cobre.

Una subsidiaria de Glencore es Nantou, controlada por cinco compañías offshore en Bermudas, Emiratos Árabes unidos, Suiza, Isla de Jersey, ahí yacía una mina hasta que fue revendida a una empresa canadiense en marzo de 2017, que controlaba la mayoría a través de Merope Holdings Ltd. una de sus filiales en Bermudas que utiliza empleados en Appleby. Nantou supuso un ahorro de 36,7M€ a Glencore mediante una serie de préstamos no reembolsados entre compañías.

Las herramientas utilizadas entras las sociedades del grupo para el ahorro de impuestos eran:

  • Préstamos entre sociedades
  • Endeudamiento societario
  • Deducción de intereses
  • Cargos ficticios mediante multas en paraísos fiscales
  • Compra de derechos de explotación

 



APPLE

El caso Apple más o menos ya lo vimos por aquí, así que aprovecha la ocasión para refrescar el post que ya te mostré en su día: “Los astronómicos 13.000 millones de euros en ventajas fiscales ilegales de Irlanda a Apple”.

 



CAMBRIDGE y OXFORD

Las prestigiosas universidades británicas también se han visto reflejadas en los Paradise Papers. Oxford y Cambridge invirtieron varios millones de euros en paraísos fiscales, incluso en una firma dedicada a la explotación de yacimientos petrolíferos.nTanto las universidades como la mitad de sus colegios mayores, derivaron fondos a las Islas Caimán, Guernsey y otros enclaves offshore. Algunas operaciones, con inflexiones en Delaware (EEUU), se realizaban con el propósito de evitar tributos sobre sus beneficios obtenidos en EEUU.

En 2006 Oxford invirtió 3,4M$ (2,92M€) en Coller International, en Guernsey, y Cambridge 1,7M$ (1,46M€) en la misma sociedad. En 2014, el Gestor de fondos de la Universidad de Oxford dedicó 40M$ (34,4M€) a la sociedad inversora Sycamore Partners, en Islas Caiman, fondo que también captó capital de las universidades de Columbia y California, de EEUU.

 



NIKE

Países Bajos, Irlanda y Bermudas representan el 35% de las ganancias que las empresas estadounidenses declararon en el extranjero en 2016. Su legislación les permite montar complejas estructuras fiscales con las que evitar el pago de impuestos. Nike, con sede en Oregón, tiene su dinero desde 2006 en Hilversum, una pequeña localidad holandesa.

¿Por qué? Por un acuerdo entre autoridades y compañía en el que se acordaba luz verde al no pago de impuestos durante diez años. A través del pago de royalties a otras empresas del grupo, han estado durante una década desviando miles de millones de euros de beneficios al paraíso fiscal de Bermudas, donde tenía registrados los derechos de su logo. El pago de propiedad intelectual es una estrategia típica de las multinacionales para mover ingresos de un lado a otro gracias a la facilidad de colocar una sociedad propietaria de la patente en el país que más interese. Nike no tiene ni trabajadores ni oficina en Bermudas, aunque allí tenga 5.600 millones de euros.

Actualmente Nike tiene dos empresas holandesas que reciben dinero por las ventas directas con los clientes o de los minoristas de toda Europa, Nike Retail y Nike European Operations, Estas dos empresas tienen abultados beneficios, y conforman junto a una tercera -Nike European Holding- una “asociación fiscal”. Gracias a la ley holandesa, esto permite que las primeras transfieran sus beneficios a la tercera, que acumula grandes pérdidas, y no tener que pagar impuestos por ellos. Después, Nike European Holding desvía esos beneficios mediante el pago de royalties a otro agente del enrevesado entramado: Nike Innovative CV.

Las CV (“commenditaire vennootschap” o sociedades comanditarias) son una figura mercantil que se remonta a 1830 aunque últimamente es muy popular entre las multinacionales. Gracias a ella, Nike ya no necesita mandar su dinero a Bermudas, porque según la ley holandesa una CV formada por empresas extranjeras, puede ser a efectos fiscalesuna sociedad sin patria. El motivo es que Holanda considera que las empresas que la forman deben tributar cada una en el país que les corresponde. Sin embargo, en el extranjero la CV se ve como una empresa tributable en Holanda, por lo que no grava a las empresas que la forman. Es lo que se conoce como «desajuste híbrido» porque cada país aplica una consideración diferente. Esta misma técnica es la que utilizan también Uber Tesla. En 2013, la empresa de transporte privado creó Uber International CV y traspasó ahí varias de sus subsidiarias extranjeras así como parte de su propiedad intelectual, según publicó el diario Fortune. A raíz de la investigación de los Paradise Papers ahora se sabe que fue Appleby quien asesoró a Uber en este movimiento. La empresa de la popular aplicación no ha querido contestar a las preguntas del ICIJ. (Fuente “El Confidencial”).

 

Otros casos

 

YURI MILNER. De nacionalidad rusa, Fundó Digital Sky Technologies, radicada en Islas Vírgenes Británicas y gestionada por un Fondo de Inversión, FB Maitreya, radicado en Islas Caiman, en 2010 el citado fondo llegó a poseer caso un 10% de Facebook. Yuri ha invertido 850.000 dólares en Cadre, una start-up dedicada al negocio inmobiliario y fundada por Jared Kushner, yerno de Donald Trump. Milner se inició en 2015 en un nuevo proyecto para estudiar la vida extraterrestre, proyecto para el que cuenta con el apoyo de nada menos que Stephen Hawking.

 

XAVIER TRIAS. El exalcalde de Barcelona, tenía un vehículo offshore que le permitía ocultar en suiza, junto con sus padres y hermanos (The JTB Family Settlement) un fideicomiso o “trust” con el que la familia controló activos en la sucursal helvética RBS Coutts Truestees LTD.

 

JOSÉ MARÍA CANO. Afincado actualmente en Londres, registró en enero de 2017 una sociedad en Malta, participada por otra entidad en Curazao (ambas islas con tributación baja)

 

Las diferencias con los Papeles de Panamá

¿Diferencias? En realidad no hay similitudes más allá del escándalo público. Mossack Fonseca y Appleby son despachos que proporcionan servicios offshore, pero no hay nada más, por no poder compararse, no se puede comparar ni la cartera de clientes. Mientras que Mossack es una tienda de barrio, Appleby está situada en la Villa de Oro de Madrid.

Los Papeles de Panamá permitió dar a conocer el mundo offshore, mientras que con los Paradise Papers y Appleby se ha dado un paso más, se ha recordado que es el mundo offshore, pero nos ha adentrado en su complejo sistema, sus entramados e ingeniería para reducir o eludir las obligaciones fiscales, especialmente por las grandes empresas o fortunas más importantes a nivel internacional. Con Appleby, se ha sacado a la luz la capacidad de los trust y fondos de inversión, de las fundaciones, y de todas las herramientas jurídicas y legales al alcance de las grandes fortunas que les permiten ser su instrumento legal para llevarles al sumun de la ilegalidad, esta cara tan completa no pudimos verla con los Papeles de Panamá y Mossack Fonseca.

 

Basilio Ramirez Pascual
Siguiendo Basilio Ramirez Pascual:

Basilio Ramírez Pascual es un experto en Fiscalidad Internacional, Prevención de Blanqueo de Capitales, Riesgos Corporativos, Compliances, y Transparencia corporativa. Es autor de numerosos libros, cuenta con apariciones y colaboraciones en los más importantes medios de comunicación del país. También imparte cursos en las más prestigiosas universidades y escuelas del país. Puedes contactar con Basilio aquí

Dejar un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.